Fichas de peliculas
  • Registro
Etiquetas: EE.UU.Comedia2019Sean AndersMark WahlbergRose Byrne
INFORMACIÓN
Titulo original: Instant Family
Año Producción: 2019
Nacionalidad: EE.UU.
Duración: 118 Minutos
Calificación: No recomendada para menores de años
Género: Comedia
Director: Sean Anders
Guión: Sean Andres, John Morris
Fotografía: Alan Hume
Música: Philip Green
FECHAS DE ESTRENO
España: 25 Enero 2019
DISTRIBUCIÓN EN ESPAÑA
Paramount Pictures


SINOPSIS

Cuando Pete y Ellie tomaron la decisión de crear una familia, no sabían que estaban dando el primer paso para adentrarse en el mundo de la adopción. Y cuando conocieron a un trío de hermanos, con adolescente quinceañera rebelde (Isabela Moner) incluida, ese paso se convirtió en una alocada carrera que les llevó de cero a tres hijos de un día para otro...

INTÉRPRETES

MARK WAHLBERG, ROSE BYRNE, ISABELA MONER, GUSTAVO QUIROZ, JULIANNA GAMIZ, OCTAVIA SPENCER, TIG NOTARO, TOM SEGURA, ALLY RACHEL, BRITT RENTSCHLER, JODY THOMPSON, MARGO MARTINDALE, JULIE HAGERTY, MICHAEL O'KEEFE, JOAN CUSACK

MÁS INFORMACIÓN DE INTERÉS

icono criticasCRITICA

icono trailersTRÁILER'S

icono bsoBANDA SONORA

icono clipsCLIPS

icono featurettesCÓMO SE HIZO

icono videoentrevVIDEO ENTREVISTAS

icono audioAUDIOS

icono premierPREMIERE


MÁS DATOS...  
 

Festivales y premiosPREMIOS Y FESTIVALES

Informacion exclusivaINFORMACIÓN EXCLUSIVA

DAME UN POQUITO DE AMOR...
   Aunque la adopción de niños de casas de acogida puede ser un tema serio para una película, Anders se mueve como pez en el agua al destacar los aspectos más amables y desenfadados, porque lo que le interesa narrar es la historia personal. Cuando Anders y su mujer tomaron la trascendental decisión de adoptar a tres hermanos biológicos que vivían en una casa de acogida, "muchas de las cosas que ocurrieron fueron graciosas, y otras muchas fueron frustrantes. Encontrarte en una situación en la que llevas a tu casa a unas personas que de la noche a la mañana se convierten en tus hijos, a las que en realidad no conoces, ni ellas a ti, es como una verte de golpe en medio de una comedia costumbrista."
  Prosigue, "pensé que sería una buena idea que John Morris (co-guionista / productor) y yo escribiésemos una comedia sobre este tema, que no fuese un drama lacrimógeno que a nadie le apeteciese ver. Pudimos hacer así la película porque mi experiencia en la vida real fue divertida, entrañable y enternecedora. Espero que esta película ayude a los chicos a encontrar familias y hogares.
  Anders explica que "años después (después de adoptar), cuando John y yo decidimos escribir la historia, volví a hablar con mi antiguo trabajador social y conocí a más familias y más niños. La comedia de la película fue posible porque muchas de esas cosas me han pasado a mí o a otras personas que nos han contado sus historias y sus anécdotas."
  Mark Wahlberg, que a estas alturas ha protagonizado tres películas de Anders, cree que la experiencia personal de Sean da forma a la película. "Es un anclaje emocional, aporta una sinceridad y una autenticidad que hace que sea profundamente emocional y personal. Es algo con lo que todo el mundo puede identificarse. Creo que va a ser una película que aportará buenas sensaciones, en un momento en que la gente necesita consuelo y sentirse bien."
  Anders se sincera, "No voy a mentirte. Me gustan los finales felices. Si me cuentas una historia como la de 'Campo de Sueños' lloro como una Magdalena. Así soy yo. Hacer una película que sea entrañable, que genere buenos sentimientos, y que no obstante encuentre la manera de mostrar realidades sombrías, es honesto. Lo que no es honesto es fingir o falsear la realidad, porque he conocido a padres que han tenido experiencias mucho más difíciles que las mías o que las de los personajes de la película. Lo que todos tienen en común es que, todos y cada uno, hemos afirmado que no cambiaríamos ni una coma. Ese es uno de los motivos por los que creo que esta es una película que puede tener tono de comedia y ser entrañable."
  Por su parte, John Morris disfrutó colaborando con Anders en el guión. "Usamos muchos de los errores de Sean por sus efectos cómicos. Como sus niños eran maravillosos, tuvimos que adornar un poco la situación, y añadimos una adolescente. Nos basamos en una mujer que conocimos, llamada Maraide Green, que vino de una casa de acogida. Aprovechamos parte de su historia y la incluimos en el guión. Nos inspiró y nos dio ideas. La llevamos de Los Ángeles a Atlanta, donde rodamos, y la hicimos consultora de la película. Es fantástica.”
  Anders y Morris dieron a Maraide un borrador del guión que habían escrito, para que les diese su opinión, y Anders recuerda: "Nos hizo un montón de recomendaciones y nos ayudó a ajustar la historia, para que fuese más auténtica, y, en algunos casos, brutalmente sincera." Algunas de las cosas que añadimos están tomadas directamente de la vida real de Maraide.
  Maraide Green explica, "Me adoptaron cuando tenía 13 años, hasta esa edad estuve entrando y saliendo del sistema", nos cuenta. "Tenía ocho años cuando me apartaron por primera vez de mi madre, que consumía drogas y tenía novios que abusaban de nosotras. Acabé viviendo en albergues y en casas de acogida durante una temporada, hasta que volví a casa con mi madre. Todo fue bien durante un tiempo, pero después volvió a consumir. Volví a entrar en el sistema y viví en un par de casas de acogida. Estuve en una en la que viví una temporada y pensé que me iban a adoptar, pero al final no salió bien, y acabaron mandándome a otra en la que, afortunadamente, me adoptaron. En el proceso conseguí cuatro nuevos hermanos y mis padres, así que todo salió bien. Ahora tengo 20 años y voy a UCLA, que siempre había sido mi sueño".
  Maraide recuerda, "Cuando conocí a Sean, me envío el guión, lo cual fue todo un detalle. Se lo devolví con un montón de notas, donde le decía, eso no pasaría nunca, esto otro no tiene sentido, etcétera. Me encanta que quisiera que fuese todo tan auténtico. Si has estado en el sistema y ves esta película, seguro que conectas con ella, porque ha conseguido que todo sea verdadero."
  Prosigue, "Me emocionó que esta película narrase la historia de los niños que están en acogida sin convertirse en un dramón. Es lo que más me gusta de la película, que puedes reírte."
  Maraide tiene la esperanza de que la película cambie la percepción de los niños que están en casas de acogida. “Los niños del sistema de acogida no son bichos raros, ni pequeños tarados con todo tipo de problemas mentales. Son simplemente niños. Han atravesado experiencias desagradables y difíciles, pero siguen mereciéndose un esfuerzo, pueden salir adelante, y pueden hacer un montón de cosas increíbles, si les das un poco de amor".
  Parte de la inspiración y la investigación que Anders y Morris realizaron mientras escribían la película tiene su origen en Allison Maxon, una trabajadora social del Kinship Center, donde Sean y su esposa adoptaron a sus tres hijos. Morris explica: “Allison nos ayudó poniéndonos en contacto con parejas que habían adoptado a través del sistema de hogares de acogida. Nos interesaban las dos partes de la historia, así que hablamos con los padres adoptivos y con los niños del sistema de acogida".
  Maxon añade: “Parte de lo que les pasa a Pete y a Ellie en la película son los altibajos de la vida real que pasan en nuestras familias. Hay partes de la película que son la vida misma de nuestros hijos. Sean ha sabido reflejarlo en el guión. No era un narrador ajeno a la historia, que escribe desde fuera. Escribía a partir de su propia experiencia personal. Está contada con humor. Y no siempre encuentras humor en las adopciones del sistema de acogida."
  "Creo que la conexión es realmente importante. Siempre he pensado que los mejores directores suelen hacer la misma película, una y otra vez", afirma el productor Marc Evans. “Creo que las películas de Sean y John siempre han tratado sobre la familia, de una u otra manera. En Padres por Desigual y su secuela se aprecia eso. Sean ha vivido experiencias como esas. Familia puede ser la perfecta familia nuclear en la que los niños tienen a los dos padres que siguen viviendo juntos en el hogar. Y familia también puede ser un grupo de amigos que han hecho juntos esta película. O una pareja que adopta a un niño del sistema de acogida y hacen que sea uno más de la familia".

HAY ALGUIEN LLAMANDO A LA PUERTA...
  En la primera escena de FAMILIA AL INSTANTE vemos a Pete y Ellie (Mark Wahlberg, Rose Byrne) recorriendo una casa abandonada. Son un matrimonio en la cresta de la ola, enamorados, y dirigen juntos una empresa de compraventa de casas. Son capaces de detectar una buena estructura y grandes posibilidades en viviendas destartaladas que convierten en auténticas casas de ensueño. Ellie ha descubierto una ruina de cinco habitaciones en un distrito con buenas escuelas y la quiere reformar para su hermana, que está empezando una familia. La hermana de Ellie no tiene la misma imaginación que la protagonista de la película; la mera visión de la casa en ruinas le da escalofríos. La hermana, en permanente competición con Ellie y su vida casi perfecta, que incluye tiempo para salir por la noche y jugar al golf con Pete, le lanza una puya a Ellie: "Si es una casa tan maravillosa, ¿por qué no os la quedáis vosotros?" Su marido añade leña al fuego: "¿Qué van a hacer estos con cinco habitaciones y un patio? Es evidente que nunca van a tener hijos."
  Las palabras "nunca van a tener hijos", dichas en voz alta, dejan conmocionada a Ellie, que mira a Pete buscando una respuesta. ¿Ha dedicado demasiado tiempo a su carrera, esperando a estar "preparada para dar el paso" y lo que ha pasado es que "se le ha pasado el arroz"?
  FAMILIA AL INSTANTE sigue a Ellie y Paul Wagner en su exploración de la adopción de niños de casas de acogida y en el proceso conocen y caen rendidos ante una adolescente rebelde de quince años, Lizzy (Isabela Moner) que ha estado dando tumbos por el sistema de casas de acogida desde que tenía once años. Se conocen cuando Lizzy ve a Ellie y Pete discutiendo sobre si se acercan o no a hablar con los 'mayorcitos', adolescentes que estaban apartados en una esquina en un picnic de una casa de acogida, unas embarazosas reuniones sociales destinadas a emparejar a padres potenciales con niños (normalmente pequeños). Después de ser humillados y rechazados por la intrépida adolescente, Pete y Ellie no pueden dejar de pensar en ella.
  Ellie y Pete hablan con sus trabajadores sociales (Octavia Spencer, Tig Notaro) y descubren que Lizzy es una buena estudiante, pero que no se ha adaptado a las casas de acogida. Para su sorpresa, viene con una pareja de hermanos pequeños, Juan (Gustavo Quiroz) y Lita (Julianna Gamiz) a los que Lizzy quiere cuidar personalmente. Lizzy y sus hermanos no han dejado de entrar y salir de tribunales y alojamientos del sistema de acogida, cargando con sus vidas en una bolsa de plástico, de hogar en hogar, amontonando los ositos de peluche que dan a los más pequeños en cada audiencia de tribunal a la que asisten. Lizzy es rebelde, escéptica, obstinada, en ocasiones manipuladora y siempre desconfiada ante los adultos. Pero, como dice Ellie, "¿quién puede culparla?" Su hermano pequeño, Juan, es delicado, propenso a los accidentes y muy sensible, dado a disculparse por todo, ante el temor de que vuelvan a enviarle a una nueva casa de acogida provisional. Lita, la más pequeña, es una niña asilvestrada, pendenciera, con rabietas, que solo come patatas fritas y que pasa de ser una santa a una hija de Satanás si no se sale con la suya.
  Pete y Ellie flaquean. Pete a Ellie: “Te voy a decir la verdad... pensé que cuando conociésemos a nuestros niños sería una especie de vinculación cósmica... aquí no tenemos un año para irnos conociendo. Si decimos que sí, la semana que viene los tenemos en casa".
  Lo que les ayuda a dar el paso es su primera reunión de un grupo de apoyo del sistema de acogida, en la que escuchan a una estudiante universitaria llamada Brenda, a la que han invitado para que les cuente su experiencia, que les explica cómo cambió su vida gracias a los padres que la adoptaron cuando estaba en una casa de acogida.
  Brenda: “Tenía catorce años y había ido dando tumbos de residencia en residencia. Nadie quiere a una quinceañera, así que tendría que seguir languideciendo en el sistema hasta tener edad de abandonarlo. Más de la mitad de los jóvenes que salen del sistema de acogida por edad acaban vagabundeando, haciéndose adictos, encarcelados o muertos en cuestión de dos años. Así iba a acabar yo. Tratando de comenzar mi vida adulta sin una familia que me ayudase a elegir universidad, sin un hogar al que ir en vacaciones, sin un hombro en el que llorar cuando un novio me dejase... y entonces aparecieron esas dos personas tan especiales, y no se lo puse nada fácil. Pero por mucho que les empujé, tratando de alejarlas de mí, no dejaban de volver con su bolsa de picnic para llevarme de excursión".
   Ellie a Pete: “¡Y tú que creías que éramos tan especiales!" Pete a Ellie: “¿Has oído lo que ha dicho? ¡Ha sido lo mejor que he oído en toda mi vida! ... Es lo que hacemos nosotros. Descubrimos el potencial de las cosas y las arreglamos. Como hicieron ellos", señalando a los padres adoptivos de Brenda. "Encontraron a una niña dejada de la mano de Dios. Le dieron una mano de pintura, quitaron el gotelé emocional, instalaron unas bonitas encimeras en forma de amor, autoestima o lo que sea. Creo que somos perfectos para esto... ¿No estás emocionada? Pues no, muy emocionada no pareces..." Ellie: "Me da la impresión de que lo ves todo muy fácil, mucho más de lo que va a ser en realidad". Pete: “En un momento como este, que nos va a cambiar la vida, tienes que estar emocionado. Estamos a punto de hacer una auténtica locura."
  Pete y Ellie giran la llave de su vida casi perfecta, abren la puerta y dejan paso a las piezas que faltaban: Juan, Lita y Lizzy. Y cuando los cinco atraviesan la puerta de la casa, el torpón perro de la familia, Meatball, sale recorriendo a brincos al sendero del jardín para saludar a la nueva familia instantánea.
  Anders explica la sensación: “Al principio es como si estuvieses cuidando a los hijos de otros... pero son los tuyos. No va a venir nadie a recogerlos. Y todos los días hay reglas y cosas de todo tipo en las que no habías pensado. No hay clases que te preparen para eso. Y por eso la película se titula FAMILIA AL INSTANTE, explica Anders.
  Anders explica qué les impulsó a él y a su esposa a tomar la decisión de adoptar, que les cambió la vida por completo, y cuenta cómo fue la experiencia. Comparte sus recuerdos con nosotros: “Resultó diferente de lo que esperábamos en todos los sentidos. Nuestra aventura comienza exactamente como la de los personajes de la película. Mi esposa y yo hablando sobre si queríamos tener hijos o no. Le habíamos dado vueltas a la cuestión durante años, y llegó un momento en el que dije que tenía la impresión de que empezábamos a ser un poquito mayores para tener niños. No quiero ser uno de esos padres achacosos que no pueden jugar con sus hijos."
  Y se me ocurrió plantearlo como una broma, 'Cariño, ¿por qué no adoptamos a un niño de cinco años, y así es como si hubiésemos empezado hace cinco años?' Mi esposa respondió, "Eso era lo que estaba pensando, me has leído el pensamiento.' Y contesté 'Ya, lo decía en broma'. Y sin embargo, eso dio pie a una conversación".
  "El picnic de adopción al que fuimos mi mujer y yo es una de las cosas más absurdas en las que he participado en mi vida. No sabes cómo comportarte en esa situación... se supone que no vas por ahí hablando con niños a los que no conoces". El mero hecho de que organicen este tipo de reuniones es condenadamente raro. Es un acto al que resulta muy embarazoso e incómodo acudir, y no obstante, fue realmente positivo para nosotros, porque fue una de las primeras veces que pudimos ver en persona a todos estos niños."
  Anders se sincera sobre las primeras versiones del guión: "El primer par de borradores eran imágenes de mi familia. Pero a medida que incorporábamos más historias de otras familias y de los trabajadores sociales, el guión empezó a ser una amalgama de experiencias de diferentes personas. Los personajes pasaron a estar inspirados en mi familia, en vez de ser copias de mi familia".

JUNTOS PODEMOS CON ESTO...
  Anders reconoce que con FAMILIA AL INSTANTE se aleja un poco de sus películas anteriores y es consciente de que la película aborda cuestiones delicadas y muestra temas difíciles. “Creo que abordamos las cuestiones delicadas con sinceridad, cosa que puede ser difícil, puesto que algunas son duras, desagradables o tristes, pero es lo que hay", dice Anders. "Me encontré haciendo, accidentalmente, investigación preliminar yendo a clases del sistema de acogida y reuniéndome con familias y con los niños. Y cuando lo hice, no estaba investigando para un guión".
  "Sean tiene una gran habilidad a la hora de marcar el tono y el ritmo de la acción con humor, pero también sabe lo que tiene que hacer para conectar en un nivel emocional con el público", dice Mark Wahlberg, que ha protagonizado tres películas de Anders. “Saber que Sean ha llevado a niños a su casa, y ha creado su propia familia, y ha animado a otras personas a hacerlo es algo muy especial". Añade, "creo que le gustará mucho al público. Y ojalá anime e inspire a la gente a pensar en los niños del sistema de casas de acogida y a darles un hogar de verdad".
  Rose Byrne nos explica qué fue lo que la atrajo a la película y como llegó a interiorizar su papel: “Si te digo la verdad, no sé si lo hubiese hecho de no ser porque era algo casi autobiográfico", reconoce. "Ese hecho le da un tono de autenticidad y sensibilidad, de ser algo propio, íntimo, que no podría tener en otras circunstancias. Es un tema realmente delicado, y es verdaderamente imprescindible narrarlo de una manera absolutamente auténtica. Que Sean estuviese al timón fue muy importante."
  Prosigue, “Sean dice que siempre ha querido que fuese una película familiar, que fuese accesible y que la pudiese disfrutar mucha gente. Como actriz, te hace sentirte motivada para dar todo lo que llevas dentro, para dar vida a la historia, porque sabes que Sean quiere que esta película motive al público a pensar en adoptar niños de las casas de acogida. Está tratando por todos los medios de hacer algo bueno".
  Byrne nos habla sobre su personaje: "Lo que me encantó de Ellie fue su vulnerabilidad y, a la vez, su fortaleza, y que también estaba dispuesta a reconocer que estaba aterrada ante la perspectiva: que estaba dispuesta a aceptar los altibajos de odiar a los niños a los que tanto iba a querer. Y que pensaba que habían cometido un error. Otra cosa que me gustó mucho de Ellie fue su relación con Lizzie, porque, en cierta manera, es una especie de historia de amor entre ellas, no sé. Es una relación que me parece que a cualquier madre o hija le parecerá todo un desafío".
  Byrne recuerda, "hablé mucho con Sean, porque, obviamente, es su historia y era fascinante escuchar lo que le había pasado a lo largo de esta experiencia, de esta auténtica aventura. Conocí a su esposa Beth, y fue un momento maravilloso. También estuve con muchos trabajadores sociales y madres que han adoptado niños de casas de acogida. En esta película estuvimos rodeados de personas que eran trabajadores sociales, o que habían participado en el sistema o estaban actualmente en el sistema, o que tenían una casa de acogida para dar niños en adopción, como Allison Maxon. Es una trabajadora social absolutamente brillante, y ha sido una gran ayuda."
  Prosigue, "En esta película hemos tenido unos asesores estupendos, en particular, Maraide Green, que es una joven maravillosa que estuvo en el sistema y vivió en casas de acogida y fue adoptada cuando ya era mayorcita. Nos ha ayudado mucho a comprender la relación y a explicar cómo es y lo compleja y maravillosa que puede llegar a ser."
  La ganadora de un Oscar de la Academia Octavia Spencer interpreta a Karen, la asesora de adopción de Wagner que, para bien o para mal, llama a las cosas por su nombre. Spencer recuerda por qué quiso participar en la película. "Para empezar, he visto las películas de Sean, así que sabía que me iba a divertir cuando leyese el guión. Lo que no sabía es que me iba a conmover tanto".
  Añade, "Que el director tenga un vínculo tan personal con la historia es maravilloso, porque aporta no solo humor, sino humildad. Y así, entre carcajadas y lágrimas, llegas a comprender la humanidad de la historia, y lo importantes que son historias como esta. No toda la vida es un drama. No toda la vida es una comedia. Es una vorágine de todo y eso es lo bonito de esta historia, que abarca todo tipo de emociones."
  Spencer nos explica detalladamente por qué se sintió tan atraída por el tema de la película: "En esta etapa de mi vida, quiero hacer cosas para que la gente se ría, o llore, o pueda evadirse un poco de sus vidas, y con este guión podía hacer todo eso. Continúa "También me hizo pensar que yo podía hacer lo mismo que hacen los protagonistas. Podría adoptar a un niño y quererle mucho."
  La ganadora de un premio Emmy Margo Martindale, que interpreta a la madre de Pete, la Abuela Sandy, dice, "Creo que tener un director que tiene experiencia personal en la adopción refuerza la película; gracias a esa conexión es más graciosa y menos sentimental y mucho más sorprendente y original que si alguien se hubiese inventado la historia, porque el director la ha vivido personalmente."
  Julie Haggerty, que interpreta a la madre de Ellie, Jan, describe el proyecto de la siguiente manera: "Como es la historia de Sean, sabes que él conoce a toda esta gente, porque no son personajes, son personas de verdad, que forman parte de su vida. Conoce de verdad a cada uno de ellos, y sabe cómo encajan unos con otros. Y te das cuenta de que piensa constantemente en cada uno de los personajes y en la situación".
  En muchas de las escenas, los actores de fondo son familias que han adoptado niños en el sistema de casas de acogida. Morris explica: "Nos propusimos incluir siempre que pudiéramos a personas del sistema de acogida, a personas que hubiesen adoptado niños, o que tuviesen algo que ver con ese mundo. Elegimos para el reparto a actores que proviniesen de casas de acogida y dimos empleo en el equipo de rodaje a personas que hubiesen estado en el sistema. Crea un ambiente muy positivo que la gente sienta que está aportando su granito de arena, que considere que está ayudando a esas personas a salir adelante." Anders añade: "Cuando los niños están en el sistema de casas de acogida, hay un montón de reglas que hay que cumplir para que puedan salir en una película, acerca del uso de sus imágenes y cosas así. Por eso nosotros optamos por dirigirnos directamente a las familias que habían adoptado niños. Estos niños ya estaban legalmente adoptados. Fue estupendo poder reunir a tantos en el parque, y ofrecerles esa experiencia".
  Hablando sobre la experiencia de estar rodeada por un reparto y un equipo de rodaje compuesto en buena medida por personas que habían vivido en casas de acogida cuando eran niños, o eran padres de adopción o trabajadores sociales, Isabela Moner (Lizzy) afirma, "Creo que hace que el proyecto sea mucho mejor, y motiva a todo el mundo a comprometerse aún más con el rodaje."
  “Conocí a Maraide Green durante la pre-producción", dice Moner. "Sabía que iba a ser súper guay, y muy sensata, porque había pasado por muchas experiencias. Tiene una gran sonrisa y es muy divertida, y muy franca con su situación. Conocer su pasado me hizo comprender a Lizzy y los motivos por los que actúa como actúa en esta película."
  “Sean también aporta su experiencia y me siento realmente afortunada de formar parte de todo esto. Me parece que es muy emocionante cuando las raíces de algo se hunden en la realidad. Y en este caso no hay duda de que es así.", dice Tig Notaro, que interpreta a Sharon, la trabajadora social más asentada y práctica que forma equipo con Karen, la trabajadora que llama a las cosas por su nombre. “Sean es un fenómeno. Su presencia se nota en todas partes, y tiene un gran sentido del humor.
  Notaro reconoce, "Estoy interesada en la adopción. Es una conversación que todavía estoy manteniendo con mi esposa. Tenemos un par de niños y siempre estamos hablando sobre esa posibilidad. Hemos investigado mucho sobre la adopción y la acogida, y creo que trabajar en esta película, y sobre todo, conocer a Sean y a los niños, me hace sentir que podría llegar a ser realidad.”
  Ante la pregunta de si cree que la película cambiará la percepción sobre la adopción que tiene la gente, Spencer no titubea: "Absolutamente, creo que esta película cambiará esa percepción. Sean aborda ciertas cuestiones muy serias. Y la película plantea esas preguntas, y hablamos sobre ellas. Así que creo que puede tener una influencia enorme. Rezo para que la tenga."

NUNCA SABES QUÉ PUEDES ENCONTRAR BAJO LA SUPERFICIE...
   El co-guionista y productor John Morris explica, "Hizo falta aproximadamente un año en total para escribir el guión. De hecho, hicimos PADRES POR DESIGUAL y PADRES POR DESIGUAL 2, y escribimos un poco de FAMILIA AL INSTANTE entre ambas películas. Se lo enseñamos a Mark Wahlberg y le encantó, se sumó al proyecto y a partir de ese momento, la cosa salió rodada."
  Anders ha trabajado con Mark Wahlberg en las películas Padres por Desigual y recuerda que cuando pensaba en el actor que le gustaría para el protagonista Pete: “Tenía a Mark en la mente, porque pensaba '¿a quién sería gracioso ver como tipo que se emociona con los niños?' Ver a una persona como Mark, que habitualmente interpreta personajes estoicos, héroes de acción que aguantan lo que les echen, desbordado por las emociones era una idea verdaderamente interesante."
  En cuanto a la elección de Rose Byrne para el papel de Ellie, Anders reconoce: "Ellie fue una decisión difícil, porque al escribir el personaje siempre habíamos pensado en una persona muy nerviosa, que fuese muy apasionada y que se emocionase fácilmente. En ese sentido, Rose es como Mark, y es una de las pocas personas que realmente sabe hacer comedia y también drama. Hace de todo." Morris añade "No habíamos trabajado antes con Rose, y es fantástica; es asombrosamente divertida, dramática y, en conjunto, una persona fabulosa."
  “Mark y Rose encajaron perfectamente. Y después el resto del reparto se adaptó perfectamente", dice Anders. “Todas las mujeres de la película son fantásticas. Rose Byrne, Octavia Spencer, Tig Notaro, Julie Hagerty, Margo Martindale e Isabela Moner – son todas personas fantásticas y no podría estar más feliz".
  Isabela Moner fue elegida para el papel de Lizzy, la adolescente que interesa a Pete y Ellie después de hablar con ella en la feria de adopción. Anders recuerda: “Sheila Jaffe, nuestra directora de casting, nos dijo que Isabela acababa de rodar TRANSFORMERS con Mark, y que había interpretado un papel parecido de niña huérfana. Organizamos una audición de Skype y Mark dijo que deberíamos pensar en ella." Anders reconoce: “Hicimos su audición por Skype, cosa que es muy difícil. Hizo un par de escenas y para cuando terminó, estábamos todos hechos un mar de lágrimas, todos dijimos, está bien, funciona, el papel es suyo". Lo clavó.” Evans añade, "Isabela es algo maravilloso. Es algo extraordinario que está eclosionando ante nuestros ojos. Entiende lo que tiene que hacer, es inteligente, y se esfuerza y se plantea desafíos. Cuando haces escenas con personas como Mark, Rose y Octavia, más te vale rendir al máximo de tus posibilidades, y eso es lo que hace ella."
  “Julianna Gamiz es la niña más guapa del planeta, y la cámara la adora. Gustavo es un gran chaval, es fantástico." Morris explica: “Examinamos muchos candidatos. Pedir a niños de seis años que hagan escenas dramáticas y que lloren puede llegar a ser muy difícil. Contratamos preparadores para que nos ayudasen y trabajamos con ellos. Adoramos a estos niños. Se esfuerzan mucho y están muy bien educados." Anders añade: "Lo que más te conviene son niños que tengan personalidad y que sepan escuchar. Julianna era bastante nueva en este mundo, pero sabía escuchar. Era adorable y tenía una personalidad inmensa." En el caso de Gustavo, los cineastas tenían ideas diferentes sobre quién era Juan. Anders explica, "Juan iba a ser más nervioso y activo, pero apareció Gustavo, que es un magnífico chaval de 12 años, tranquilo adorable. Tenía una mirada muy amable y me recordaba un poco a mi hijo Johnny. Estoy muy contento de haberle conocido, porque ha aportado mucho a su personaje, aspectos que no supimos ver en el guión pero que se añadieron posteriormente, después de conocerle.
  En cuanto a la elección de Octavia Spencer, Anders dice, "Sabíamos que Karen y Sharon, las trabajadoras sociales, iban a ser muy importantes en la historia. Nunca se me ocurrió que podría contratar a Octavia Spencer. Cuando lo logramos fue un éxito enorme, porque nos interesaba mucho."
"Después de conseguir a Octavia empezamos a pensar "¿quién sería una buena compañera de fatigas?', recuerda Morris. "Le dimos muchas vueltas al asunto. Creo que estábamos viendo Netflix y vimos el especial de comedia de Tig Notaro y pensamos que sería fantástica. Tuvimos una reunión con ella y fue impresionante. Es una auténtica inspiración."
  “Escribir estos dos personajes fue un reto", reconoce Morris. “Ya teníamos escrito el guión con Octavia en mente. Con Tig vimos todos sus monólogos y estudiamos cómo los interpretaba, su cadencia, las palabras que elegía, y después tratamos de escribir sus escenas de manera que encajasen en su forma de interpretar. Y en cuanto le dimos cancha, marcó un gol por toda la escuadra. Es la persona más divertida que ha pisado un plató y hace que todo el mundo se parta de risa."

YA NO HAY QUIEN NOS PARE...
LOS PADRES:
MARK WAHLBERG (Pete Wagner) - Hijo, marido, padre adoptivo
   "Sean me dijo algo sobre la idea de hacer esta película al principio de PADRES POR DESIGUAL 2. Pero era simplemente una idea, como otras que habíamos comentado en el pasado. Cuando me la presentó en serio, me enamoré totalmente de la idea".
  "Cada vez que hablaba con él, incluso antes de que el guión estuviese preparado, nos emocionábamos." recuerda Wahlberg. “Ser padre y saber lo difícil que pueden tenerlo los niños del sistema de casas de acogida ha sido siempre algo que me ha tocado la fibra sensible. Una vez que leí el guión, me reí histéricamente y también lloré un poco.
  Rose Byrne interpreta a la esposa de Pete, Ellie. “Es fantástica. A medida que avanzaba la película, tanto ella como los niños me caían cada vez mejor. Llegamos a convertirnos en una especie de familia rara. Ha sido muy bonito".
  Trabajar junto a Tig Notaro y Octavia Spencer, que interpretan a las trabajadoras sociales, ha sido una experiencia increíble, dice Wahlberg. “Soy un fan tanto de Tig como de Octavia. Poder trabajar con ellas, estar con ellas y hacer cosas juntos ha sido maravilloso. Y se puede apreciar el calibre del talento que logramos atraer gracias a la calidad del guión. A todo el mundo le atrajo el material".
  “Sus personajes son la personificación del "poli bueno y el poli malo". Son muy persuasivas y Pete y Ellie empiezan toda esta aventura pensando que van a adoptar a un solo niño. Lo siguiente que sabes es que conocemos a esta maravillosa adolescente que no nos dice nada de que forma parte de un pack indivisible con dos hermanos menores. Siempre he pensado que eran dos papeles estupendos para ambas".
  Wahlberg nos dice lo siguiente sobre la experiencia trabajar con niños: "La dinámica es diferente cuando se está ante la cámara y cuando se está fuera de cámara. Es inevitable crear una relación muy estrecha y fabulosa con los niños, tanto en la película como fuera de la pantalla. Durante el rodaje se va sintiendo esa conexión cada vez más intensa. Wahlberg se ríe al reconocer que "es como si Isabela fuese hija mía, con esa actitud, esa manera de hablar, todo... Para mí ha sido una situación extraña, porque tengo una hija de 14 años en casa y pasan muchas cosas. Así que las cosas que pasan con Lizzy en la película y toda la situación empezó a parecerse mucho a lo que ocurría en mi casa."
  En cuanto al trabajo con Sean Anders en esta película, en comparación con las películas anteriores, Wahlberg afirma "Sabe exactamente lo que quiere, pero dedica más tiempo a la hora de abordar los aspectos emotivos. Es una gozada ver cómo madura y crece como escritor y como director. Y John Morris ha sido fantástico. Tienen una asociación que funciona a las mil maravillas, y es fantástico ver a gente que tiene más experiencia, más confianza en lo que quieren hacer y en cómo quieren hacerlo." Reconoce que "siempre es mucho mejor estar con alguien que sabe exactamente lo que quiere".
  "He aprendido muchas cosas sobre la adopción al haber formado parte de este proceso, pero no lo suficiente ", admite Wahlberg. “Hay muchos niños maravillosos que necesitan una familia." Añade, "Ser una familia es algo maravilloso y gratificante, pero en ocasiones puede llegar a ser muy difícil y exigente, tanto con hijos adoptivos como con tus propios hijos biológicos. El objetivo final, y la recompensa, es estar juntos y compartir el amor; es algo muy bello", dice Wahlberg, ante la pregunta de si cree que la película puede cambiar la percepción sobre la adopción.

ROSE BYRNE (Ellie Wagner) – Hija, hermana, esposa, madre adoptiva
  "Trabajar con Mark ha sido una pasada", dice Byrne. "Es muy divertido en persona, y la intensidad con la que hace todo es auténtica... y muy graciosa. Creo que dimos con la clave para interpretar a la pareja de Pete y Ellie. Y estar en la misma onda es muy importante cuando haces esto, cuando empiezas a cuidar niños que no son tuyos. Es algo con lo que se toman el pelo constantemente el uno al otro. Básicamente tienen un buen matrimonio, y espero que hayamos conseguido transmitirlo, que el público se lo crea desde el principio."
  “Los niños han sido fantásticos. Isabela tiene mucha experiencia y es brillante. Sabe cómo acceder a su vida emocional. Además también tiene fortaleza de espíritu, que es verdaderamente creíble y eso es imprescindible para ese personaje. Podríamos decir que hay una autenticidad que aporta al personaje y que es muy importante. Eso es algo que no se puede fingir."
  "Gustavo, en el papel de Juan, es adorable, porque tiene una sensibilidad verdaderamente enternecedora. Siempre se le saltan las lágrimas, y se muere por tener una familia y haría cualquier cosa por conseguir ser una familia. Y eso salta a la vista. Lo lleva escrito en la frente."
  “Julianna Gamiz interpreta a Lita, y es pura dinamita. La llamo El Jefe, porque es la jefa del cotarro. En cuanto aparece le explica a todo el mundo lo que está pasando. Es una cría tremendamente divertida, adorable. Y rebosa energía por todos sus poros."
  Como trabajadoras sociales, "Octavia Spencer y Tig Notaro son brillantes" dice, Byrne. Añade. "Son divertidísimas. Son una fantástica pareja cómica. Salta a la vista que son diferentes. Tig es increíble. Se pone en el lugar de los demás, y es muy sensible, así que es capaz de interpretar las escenas dramáticas con gran brillantez. Y Octavia es una delicia. Para mí fue una gran alegría que aceptasen los papeles. Aportan elementos de comedia a las escenas, pero a la vez son capaces de asentarlas en la realidad y eso es verdaderamente excepcional."
  “Sean Anders es un director que sabe lo que quiere, me encanta haber trabajado con él", dice Byrne. "En este trabajo ha puesto toda la carne en el asador. Tenía muchas ganas de contar esta historia, porque significa mucho para él. Hemos estado rodeados de personas brillantes que han sido muy amables, que estaban siempre dispuestas a ayudar y querían enviar este mensaje, y que fuese en un tono positivo, divertido y accesible".

LOS HERMANOS:
ISABELA MONER (Lizzy), GUSTAVO QUIROZ (Juan) y JULIANNA GAMIZ (Lita)
  Al hablar sobre su personaje, Moner afirma, "Me empeño en que la decisión de adoptarnos sea difícil. Se emocionan mucho cuando Lita les llama "mami, o papi", pero yo soy radicalmente diferente. Y creo que lo que el público tiene que comprender sobre Lizzy es que tiene buenas intenciones. La historia del personaje se basa realmente en una niña de casa de acogida que ha recorrido todo el sistema. Muchas de sus experiencias aparecen en esta película."
  “Creo que es una historia con la que resulta fácil conectar. Creo que eso fue lo que captó inicialmente mi atención, porque muchas personas saben lo que es no sentirse amadas o queridas. Aunque no sea el caso, es lo que más me llamó la atención. Y hasta que hablé con Sean no me di cuenta de que este era un proyecto movido por la pasión. Estaba entusiasmada con el guión, y quería saber cómo podía conectar aún más con el material."
  Sobre sus colegas que interpretan a sus padres en la película, Moner nos dice lo siguiente: “Son gente corriente y muy guay". Moner se ríe, "hablo como una adolescente. Hacíamos muchas bromas, y han conseguido que el rodaje fuera muy interesante y divertido. Pueden ser actores serios, pero también son actores que aman sus trabajos. No ha habido ni un minuto de aburrimiento. Siempre fue muy divertido."
  Acerca de Julianna y de Gustavo, que interpretan a los hermanos pequeños de Lizzy, Lita y Juan, Moner dice "Me encantan los dos. Siempre he querido tener una hermana pequeña y ella es la bomba. Tiene todo lo que tiene que tener una hermana pequeña. Copia todo lo que hago y es una monada. Y Gustavo es adorable, entrañable y tiene un gran corazón. Fue una pasada ver cómo aprendieron a meterse en sus personajes; pasaron de estar absolutamente verdes, a ser capaces de llorar cuando se lo decían".
  "Sean Anders tiene mucha paciencia y se preocupa de dedicar el tiempo necesario para trabajar en la escena con el actor, es verdaderamente respetuoso. El director fija el tono para todo el equipo y para el proceso de rodaje y ha conseguido que fuese un entorno realmente acogedor y amistoso. Fue un ambiente muy agradable, sin duda."

LAS TRABAJADORAS SOCIALES:
OCTAVIA SPENCER (Karen)
  Después de haber trabajado con Anders, Spencer indica que "Es muy reflexivo. Se sabe el guión de memoria, así que si tienes cualquier duda te puede responder de una manera perfecta. Pero es que, además le gusta colaborar de una manera que nunca había visto en un director. Me encanta Sean.”
  Acerca de Tig Notaro, que interpreta a su compañera de trabajos sociales, Sharon, Spencer dice "Decíamos que éramos como Weeble y Wooble. Creo que yo era el Wobble de su Weeble", se ríe Spencer. Y añade, "Tiene un sentido del humor cortante, ingenioso, y yo soy animada y extravertida. Y si se combina la animación y la extraversión con el humor cortante e ingenioso el resultado es muy bueno".
  Spencer dice que fuera de cámara su dinámica es muy parecida a la que se ve en la pantalla. “Hemos desarrollado un afecto instantáneo la una por la otra. Hace mucho tiempo que soy seguidora suya. Ha sido fabuloso tener la oportunidad de trabajar con ella finalmente. Aporta mucho a su personaje. Y eso que es muy difícil mejorar algo que ya estaba muy bien escrito desde el principio. Ha sido muy gracioso.” Reconoce que "es difícil rodar escenas con ella, porque tienes que esforzarte en seguir actuando y no empezar a reírte a carcajadas". Añade, "Pero eso ha sido lo bueno de trabajar con este grupo. Son todos asombrosamente buenos en lo que hacen."
  De haber trabajado con Mark y Rose dice lo siguiente: "Soy una gran seguidora de los dos. Mi primer día en el plató de rodaje lo pasé viendo cómo los dos bromeaban entre sí, y era como cualquier otra pareja que ves por ahí. Son unos actores asombrosos y tienen el don del ritmo de comedia." Sobre el equilibrio entre los momentos cómicos y serios, Spencer nos dice que "tienes que inyectar humor; en última instancia, están interpretando a una pareja que quiere comenzar una familia, y eso no tiene nada de fácil. Ver cómo avanzan en medio de todas las peripecias fue verdaderamente gracioso y desgarrador en algunos momentos."

TIG NOTARO (Sharon)
  Tig Notaro interpreta a la trabajadora social Sharon. Describe a su personaje de la siguiente manera, "Creo que soy un poco rarita, sincera, y tengo mucha información".
  Su compañera de trabajo es Karen, interpretada por Octavia Spencer. Mientras trabajaba con Octavia, explica Notaro, "decíamos que éramos Weeble y Wobble, más que el Ying y el Yang. Y ya se sabe que Weeble y Wobble chocan entre sí. Es verdaderamente divertido. Creo que lo mejor de mi personaje es que trato da dar una imagen más informativa y positiva de las cosas, mientras que el personaje de Octavia suelta lo primero que se le ocurre sobre las cosas desquiciadas con las que tal vez pueda encontrarse la gente en este tipo de situación. En ocasiones tenía que hacer un esfuerzo consciente por recordar que estábamos rodando, y no quedarme parada para ver lo que se le ocurría hacer. Ha sido muy divertido".
  Notaro nos cuenta lo siguiente sobre haber trabajado con Mark y Rose: "Son fantásticos los dos. No había visto gran cosa sobre Rose antes. Estoy muy familiarizada con Mark. Era fan suya antes de que empezase a actuar. Y de Rose me hice fan inmediatamente. Lo hace todo tan fácil; su forma de actuar y su sentido del humor. Me dejó verdaderamente asombrada."
  Notaro reconoce, "Estoy interesada en la adopción. Es una conversación que todavía estoy manteniendo con mi esposa. Tenemos un par de niños y siempre estamos hablando sobre esa posibilidad. Hemos investigado mucho sobre la adopción y la acogida, y creo que trabajar en esta película, y sobre todo, conocer a Sean y a los niños, me hace sentir que podría llegar a ser realidad.”

LOS ABUELOS:
MARGO MARTINDALE (Abuela Sandy) - madre de Pete, abuela
  Después de leer el guión, Martindale recuerda, "Era tan diferente, tan gracioso y tan inesperado que me encantó. Era increíblemente emocionante. Me conmovió. Me enamoré del guión desde el principio."
  Martindale se ríe cuando habla de su trabajo con Julie Haggerty, que interpreta a la madre de Ellie en la película. "Tenemos una rivalidad sobre quién va a ser la abuela más popular. Por supuesto, gano yo. ¡No tienes nada que hacer, Julie!”
  De trabajar con Mark y Rose, Martindale recuerda "Es increíblemente fácil trabajar con ellos, son las personas más normales del mundo, no se lo tienen nada creído. Son fabulosos."

JULIE HAGERTY (Jan) - Esposa, madre de Ellie, abuela
  Sobre el equilibrio que han conseguido Mark y Rose entre lo emotivo y lo gracioso, Hagerty cree que "Tratan de equilibrar el humor, pero el humor surge de la autenticidad de sus personajes y su situación. Verles es desternillante y enternecedor a la vez. Cuando hicimos la cena de Acción de Gracias, fue la peor cena de Acción de Gracias, pero es lo típico de las cenas de Acción de Gracias. Arranca estupendamente y de pronto todo el mundo se pone a discutir."
  “Y además está la abuela Sandy. Margo Martindale es adorable y por algún motivo que no aparece en el guión, nos convertimos en abuelas que compiten por el cariño de sus nietos. Compite para conseguir su atención. Realmente no es justo", dice riendo Hagerty. Sobre el trabajo con Anders, Hagerty dice "Lo que realmente me gusta de él es que sabe lo que quiere y sabe cómo orientarte. Y además también sabe dejarte hacerlo a tu aire, y eso es maravilloso".

LAS CONSULTORAS:
MARAIDE GREEN – Consultora, ayudante de producción
  Maraide Green fue contratada como consultora que no quería limitarse a ofrecer asesoría. También quería aprender cinematografía y pidió ser asistenta de producción en la película.
  Green nos habla sobre cómo conoció a Sean Anders. "Sean contactó con la agencia a través de la cual yo fui adoptada, que era la agencia en la que él había adoptado a sus hijos. Quería hablar con chicas que hubiesen sido adoptadas cuando eran adolescentes."
  "Mi madre me llevó a la agencia y estuvimos hablando, y Sean nos hizo un montón de preguntas, y muchas de las chicas estaban tan emocionalmente unidas a sus historias que echaban a llorar con cada pregunta. Yo había hecho mucha terapia mientras crecía, así que era capaz de contar mi historia sin que me vencieran las emociones".
  Sobre el trabajo de Mark Wahlberg y Rose Byrne interpretando a Pete y Ellie, Green dice "Creo que son fabulosos. Conocí a Rose e intercambiamos unos cuantos mensajes de correo electrónico. Quería involucrarse en la historia y comprender su personaje, y me gusta cómo es capaz de apreciar a Lizzy, no solo como una chica con problemas."
  Cuando Anders le pidió a Green que fuese consultora de la película y que fuese a Atlanta para estar en el rodaje, Green no quiso limitarse a estar allí sentada; dijo que quería ponerse a trabajar. Nos explica "Mi trabajo en el plató era estar con los niños y tuve que discutir mucho con ellos, porque siempre estaban corriendo por todas partes. Gustavo, que interpreta a Juan, es increíble. Ya es todo un actor y sabe sacar emociones de su interior. E Isabela, es maravillosa. Es una magnífica actriz. Hablé un poco con ella sobre mi historia, pero me gusta que ahora ella sea una quinceañera y esté interpretando el papel de una quinceañera. Es muy sensible y puede recurrir a esa sensibilidad."
  "Quiero que los niños de casas de acogida no piensen que hay algo malo en ellos simplemente porque nadie los adopta", dice Green. “Lo cierto es que no les pasa nada malo, y no es culpa suya. Hay muchas personas que podrían adoptarlos, pero no lo saben. O no saben lo importante que es. O no saben cómo les va a cambiar la vida a mejor".
  “Me gusta que no es un dramón lacrimógeno, porque tengo la impresión de que las historias sobre niños en casas de acogida suelen ser intensas y tristes y deprimentes, y esta no lo es. Y me gusta, porque la vida es así, la vida es... auténtica, puedes llorar, puedes reír y eso es lo que más me gusta de esta película. “

ALLISON DAVIS MAXON – Consultora, Trabajadora social del Kinship Center
  Allison Davis Maxon es una trabajadora social del Kinship Center y ha trabajado con Sean y John durante dos años y medio. "Ha sido un proceso verdaderamente divertido e interesante, sobre todo para alguien como yo, que normalmente no hace nada ni remotamente parecido", dice.
  Recuerda su primer contacto con Anders. "Nuestra agencia había hecho la valoración de su hogar y le había ayudado a entrar en contacto con tres niños que adoptó de una casa de acogida. Quería hacer una investigación sobre el personaje del guión que era una chica adolescente. Quería entrevistar a chicas que hubiesen estado en casas de acogida y que hubiesen sido adoptadas. Y quería hablar con unas cuantas familias, para tener una perspectiva más amplia sobre algunos de los altibajos que entraña el recurrir a las casas de acogida para adoptar."
  Maxon describe lo que espera que sienta el público al ver la película. “Espero que se les abra el corazón. Una de las cosas que más me emociona es que nuestros niños y los padres que han adoptado a través del sistema de casas de acogida, esas familias, pueden ir a ver una película y disfrutar viendo su aventura en la gran pantalla. Esa es nuestra experiencia. Y nuestros niños podrán decir, "Mira, ese es como yo".
  "Tengo relación con muchas familias que están muy emocionadas. Espero que ablande el corazón de todo el mundo.Y como siempre pienso, si no puedes tener un niño en acogida, si no puedes adoptar, o si no puedes hacer voluntariado o ser mentor, entonces haz una donación. Puedes hacer muchas cosas que ayudarán a los niños que están en el sistema de acogida", dice Maxon.

0.0/5 de 0 opiniones.
VALORACIÓN GENERAL

logo radio directo