Fichas de peliculas
  • Registro
INFORMACIÓN
Titulo original: Trainwreck
Año Producción: 2015
Nacionalidad: EE.UU
Duración: 125 Minutos
Calificación: No recomendada para menores de 16 años
Género: Comedia
Director: Jud Apatow
Guión: Amy Schumer
Fotografía: Jody Lee Lipes
Música: Jon Brion
FECHAS DE ESTRENO
España: 14 Agosto 2015
DISTRIBUCIÓN EN ESPAÑA
Universal Pictures


SINOPSIS

Cuando Amy era pequeña oyó a su padre decir que la monogamia no era un estado realista. Amy ahora es periodista de una revista que vive su vida conforme a las creencias de su padre, viviendo una vida sin ningún tipo de ataduras, pero se ha dado cuenta de que está en punto muerto, descubriendo que se ha enamorado del hombre al que refleja en su nuevo artículo...

INTÉRPRETES

BRIE LARSON, DANIEL RADCLIFFE, TILDA SWINTON, RANDALL PARK, MARISA TOMEI, EZRA MILLER, KATY MIXON, BILL HADER, BAR PALY, AMY SCHUMER, VANESSA BAYER, METHOD MAN

MÁS INFORMACIÓN DE INTERÉS

icono criticasCRITICA

icono trailersTRÁILER

icono bsoBSO

icono clipsCLIPS

icono featurettesCÓMO SE HIZO

icono videoentrevVIDEO ENTREVISTAS

icono audioAUDIOS

icono premierPREMIERE

 

Festivales y premiosPREMIOS Y FESTIVALES

_______________________

Informacion exclusivaINFORMACIÓN EXCLUSIVA

Mientras iba al trabajo en su coche escuchando "The Howard Stern Show", a Judd Apatow le intrigó una joven cómica llamada Amy Schumer que tenía un programa llamado "Inside Amy Schumer" en la cadena Comedy Central desde 2013 y que había conquistado al público y a la crítica. La cómica, conocida por su descaro sexual y los desternillantes sketches en su programa, hablaba en la radio de su vida sexual, de sus relaciones, de su familia y de la lucha de su padre contra la esclerosis múltiple. Cuanto más la escuchaba Judd Apatow, más fascinado se sentía por el humor negro de la joven.
  El cineasta fue incapaz de bajar del coche mientras duró la entrevista. "Era absolutamente desternillante", recuerda Judd Apatow, "pero también muy directa hablando de sus relaciones. En ese momento se me ocurrió que sería genial si protagonizaba una película contando su historia. Amy es honrada, vulnerable, y eso se refleja en su forma de hacer comedia. Es muy humana".
  Después de escuchar la entrevista, el productor y director se puso en contacto con Amy Schumer y le pidió que fuera a su oficina. "No pegué ojo en toda la noche", reconoce la joven cómica. "Estaba supernerviosa con la idea de conocer a Judd porque 'Lío embarazoso' me había cambiado la vida". La admiradora del director y productor sabía que la entrevista significaba mucho para su carrera en ciernes.
  Por suerte, todo fue sobre ruedas. El productor Barry Mendel, que colaboró con Judd Apatow en 'Virgen a los 40', entre otras, dice que también se quedó impresionado. "Amy vino a vernos. Me pareció muy inteligente y muy divertida", recuerda. "Encajaba con el tipo de gente con la que Judd prefiere trabajar. Si son buenos cómicos y le hacen reír, siempre intenta conocerles. Quiere saber lo que piensan, qué quieren hacer, acerca de qué quieren escribir".
  En principio, Amy Schumer estaba interesada en hacer una comedia de altos vuelos, pero Judd Apatow la dirigió hacia otra cosa: "Un día le dije que debería escribir algo más personal. Empezamos a hablar de su vida, sus relaciones y de por qué creía que no funcionaban. Entonces comprendimos que la película debía girar en torno a eso".
  Una vez que la cómica decidió inclinarse hacia algo más íntimo, todo cambió, dice Barry Mendel: "Cuando Amy nos mandó las primeras páginas, Judd estaba barajando cinco o seis proyectos, y me dijo: 'Me he reído más con una página suya que con todos los otros proyectos juntos, escribe de maravilla'. Desde luego, es una guionista genial".
  A pesar de estar muy ocupada con su programa en televisión, nominado a los Emmy y ganador de un Premio Peabody, la joven cómica se zambulló en la escritura de una primera versión de lo que acabaría siendo 'Y de repente tú'. "Nos veíamos regularmente, escribíamos, reescribíamos", recuerda Amy Schumer. "Si acababa el programa a las siete, me iba a casa para escribir hasta las diez".
  A medida que avanzaba y mejoraba el desarrollo del film, Judd Apatow decidió que él mismo dirigiría la película. Sería la primera ocasión que filmaría una película cuyo guión no era suyo. "Me lo pasaba realmente bien trabajando con Amy, tenía la sensación de que estábamos en la misma onda. Y un día pensé que sería divertido dirigir la película", explica. "Había dirigido episodios de series que no había escrito, pero nunca una película".
  A pesar de sentirse como pez en el agua en un escenario con un micro en la mano y de haber conquistado a los telespectadores y a sus compañeros, la joven guionista dice que nunca pensó que Judd Apatow dirigiría su primera película: "No supe que Judd iba a dirigirla hasta bastante tarde. Cuando caí en la cuenta, me puse a llorar como una niña".
  Amy Schumer no dudó en salpicar el guión con experiencias muy personales, tanto familiares como amorosas, y en explicar su lucha por madurar. Pero su doble cinematográfico tiene la ventaja de poder llevar hasta lo más extremo cualquiera de las experiencias de Amy. El guión cuenta la historia de una joven periodista que tiene un trabajo genial en Manhattan, un piso muy agradable y un chico que está mucho más colgado de ella, que ella de él. La protagonista de la cinta es una mujer moderna cuya vida social se rige por dos reglas muy sencillas: Nunca des tu número de teléfono y jamás te quedes a dormir.
  Los productores vieron rápidamente que el personaje podía ser muy superficial, pero Amy lo convirtió en una joven compleja. "¿Quién no conoce o conoció a alguien como Amy?", dice el productor Barry Mendel. "Esa chica que no tiene la menor intención de casarse, que se lo pasa mucho mejor que el resto y que no siente remordimientos por hacerlo".
  Efectivamente, Amy no puede calificarse como un modelo de integridad moral, pero el personaje, que no tiene pelos en la lengua, se considera una mujer sexual que hace lo que quiere. "Ella está convencida de que es feliz", explica Amy Schumer, "que todo va bien y que no pasa nada, pero desde fuera nos damos cuenta de que es autodestructiva y que algo le pasa. Pero ella no lo sabe".
  Judd Apatow se sintió fascinado por la protagonista y por las infinitas posibilidades cómicas que ofrecía. "No se acerca a nadie, su táctica es tener muchas relaciones, engañar a todo el mundo, beber y fumar maría", dice el director. "Evita todo tipo de intimidad multiplicando los contactos con personas diferentes".
 Al igual que la guionista y actriz en la vida real, Amy tiene una hermana pequeña llamada Kim que ya está casada. "Amy y Kim se quieren mucho, pero cada una ha escogido un camino diferente", dice la cómica. "Kim está casada, quiere tener hijos y vive en una zona residencial a las afueras de la ciudad. Ha abrazado la vida de la clase media, mientras que Amy se ha lanzado en la dirección opuesta. La auténtica hermana de la guionista, Kim Caramele, colabora a menudo con ella y es la productora asociada del largometraje.
  Otro personaje de la película que también es un reflejo de la vida real es Gordon, el padre de las dos hermanas, que fue un auténtico donjuán y ahora es la chispa de la residencia. Apoya las andaduras de Amy y admira la libertad de la que disfruta su hija y que él tanto echa de menos. En la película, Gordon se ha mudado a una residencia porque, al igual que el padre de Amy en la vida real, sufre de esclerosis múltiple. Cuando conocemos a Kim, está limpiando la casa de su padre de recuerdos, entre los que se encuentra una colección de objetos relacionados con los New York Mets. Amy no quiere tener nada que ver con todo esto.
 Sin embargo, la película difiere de la vida en la forma en que las hermanas se llevan con su padre, que se divorció de su madre hace mucho. "Amy adora a su padre y se preocupa por él", explica Judd Apatow. "Sin embargo, para Kim es todo lo contrario. Se casó muy joven y sigue enfadada con su padre por haber engañado a su madre. Mantiene la distancia con él".
  Aparte de cuidar de su padre y pasárselo en grande, Amy es una exitosa periodista que, gracias a su ironía y a un tono picante, escribe artículos algo superficiales en una revista de moda. Es verdad que le gustaría dedicarse a escribir artículos más serios que pusieran a prueba su profesionalidad, pero de momento intenta complacer a su exigente jefa, que ha dejado entender que si la joven periodista se porta bien, puede que acceda al bien remunerado puesto de editora ejecutiva.
 Nuestra protagonista acepta de mala gana escribir un artículo sobre el joven médico deportivo Aaron Conners porque va a operar la rodilla, la exestrella de los New York Knicks, con una innovadora técnica. "No le gusta el deporte. Además, la revista quiere que el artículo incluya algún escándalo de los deportistas y de sus vidas", explica el director. "Por mala suerte para Amy, se enamora del médico".
  Amy Schumer explica cómo ocurre: "Amy va a la entrevista con la idea preconcebida de que es un médico deportivo y descubre que Aaron no tiene nada que ver. Es adorable y no se parece a los hombres que ha conocido. Es divertido, dulce. No había encontrado a nadie que pudiera medirse a ella intelectualmente".
 Al contrario de Amy, que consume alcohol y fuma porros alegremente, el Dr. Conners lleva una vida muy estructurada y carece de experiencia con el sexo opuesto. "Aaron es un cirujano brillante y es muy posible que no haya tenido una auténtica relación con una mujer", sigue diciendo Judd Apatow. "Solo sabemos que hace seis años salió con alguien durante cinco semanas".
  El encuentro de los dos personajes demostró ser un terreno más que fértil para el diálogo cómico y el amor. Una vez escrito el guión, llegó el momento de buscar a los actores en el universo de cómicos donde se mueve Amy Schumer.

 
El rodaje de 'Y de repente tú' empezó el 19 de mayo de 2014 y transcurrió íntegramente en Nueva York. Para Amy Schumer, una neoyorquina de pura cepa, era totalmente necesario filmar en la Gran Manzana. "Soy neoyorquina de pies a cabeza", dice. "Mi serie se rueda aquí y me parecía importante que la película también se filmara en la ciudad. Pero no tuve que convencer a Judd, lo entendió inmediatamente".
 A pesar de haber nacido en Long Island, hace mucho que Judd Apatow vive en Los Ángeles. "Todas las películas de Judd se han rodado en Los Ángeles", dice Barry Mendel. "Ha sido un agradable cambio trabajar en Nueva York. Y lo que dicen es cierto, es una ciudad rebosante de vida, hay historias en cada esquina".
 Incluso para Bill Hader, que vivió en la ciudad durante años mientras trabajaba en "Saturday Night Live", rodar en Nueva York fue una experiencia única. "La verdad es que fui desde mi piso al nº 30 de la plaza Rockefeller durante ocho años", explica, "pero no vivía realmente en Nueva York. En esta película, Nueva York es parte de la historia".
  Judd Apatow explica que junto al director de fotografía Jody Lee Lipes decidieron ir contra la tendencia actual y rodar la película en 35 mm en lugar de usar una cámara digital. "Escogimos filmar en 35 mm para obtener el look de la comedia romántica clásica", dice el director. "Y a Jody se le ocurrieron ideas maravillosas para rodar la ciudad. Además, le pedimos al diseñador de producción Kevin Thompson que encontrara lugares únicos, e hizo auténticos milagros".
  Kevin Thompson, que vive en Nueva York y ha diseñado películas como El legado de Bourne y Michael Clayton, dice que su objetivo era "que saliera la verdadera Nueva York en la película, tanto en exteriores como en interiores. Si he conseguido enseñar partes de Nueva York que no se ven habitualmente y mostrar un poco más el mundo de Nueva York, entonces habré cumplido con mi objetivo".
  Para uno de los principales decorados de la película, la oficina de la revista S'Nuff, el diseñador encontró un espacio en el edificio Starrett-Lehigh de la calle West 26th. El edificio ocupa toda una manzana en el West Side de Manhattan. Originalmente era una terminal de camiones, antes de ser reconvertido hace unos años en oficinas de negocios creativos. Gracias a los elevados techos y a las grandes ventanas que se abren a una espléndida vista del río Hudson y de la ciudad, el edificio era el lugar perfecto para la sede de la revista masculina.
  Antes de empezar a rodar, el equipo de decoración se documentó a conciencia sobre el mundo de las revistas para hombres. "Intentamos recrear una redacción auténtica", explica Judd Apatow. "Visitamos varias revistas especializadas para ver cómo son sus oficinas. Aunque usamos la imaginación, siempre intentamos anclarnos en la realidad".
  Para conseguirlo, los cubículos en los que trabajan los periodistas están decorados con las escandalosas portadas de S'Nuff, así como toda una pared en el despacho de Dianna, la editora jefe. "Contratamos a grafistas profesionales, artistas que diseñan portadas de libros y de revistas para las portadas de S'Nuff", explica el director. "Luego preguntamos a gente famosa si les importaba salir en las portadas".
 "El grafista Eddie Ioffreda se pasó meses sumido en el diseño de las portadas", añade Kevin Thompson. Aunque la revista está diseñada para divertir, no se aleja tanto de lo que leen muchos jóvenes hoy en día.
 De hecho, Tilda Swinton dice, riendo: "Para la fecha de estreno de la película, no me extrañaría que existiera una revista llamada S'Nuff con portadas igual de escandalosas y mucha gente decidida a abonarse".
  También se rodó en las oficinas de la revista Vanity Fair, situadas en el edificio Condé de Times Square. Otra escena en la que Médicos Sin Fronteras homenajea a Aaron se filmó en el salón de baile del elegante Hotel Pierre, en la Quinta Avenida.
  Las escenas de la vida diaria de Kim y Tom en su urbanización se rodaron en Douglas Manor, Queens, donde también está la casa de Gordon, pero en la punta norte. La residencia para la tercera edad Plattduetsche, ubicada en Long Island, hizo las veces de la residencia de Gordon, y el centro penitenciario del condado de Nassau sirvió de decorado para la visita de Amy a una cárcel en busca de un importante artículo.
  Kevin Thompson encontró un edificio en la siempre ajetreada Grand Street de Manhattan para el exterior del apartamento de Amy. "Decidimos que vivía en un barrio situado entre el Lower East Side, Chinatown y Little Italy, en una encrucijada donde se encuentran tres mundos totalmente diferentes", explica el diseñador. "Sugiere que es dinámica, que se mueve, que no se está quieta".
  El apartamento de Amy, rodado en los Estudios Steiner de Brooklyn, consta de una sola habitación. "Da igual lo que ocurra en la habitación, siempre ofrece un telón de fondo interesante", dice Kevin Thompson. "Su mundo es visualmente ruidoso. No es que no recoja, simplemente es desorganizada".
  También se rodó en conocidos restaurante, como el Indochine y el Veselka, en el Village, y en Alice's Tea Cup, uno de los lugares favoritos de Schumer en el East Side, antes de trasladarse a la cancha de los Knicks, el Madison Square Garden.
  Bill Hader tiene una escena en la que habla con Amar'e Stoudemire durante los calentamientos antes de un partido real. "Llevaba un pinganillo para que Judd me guiara", recuerda. "Empezó el partido y los espectadores gritaban para que me quitara de en medio. Fue muy divertido". 
  Posteriormente, el equipo regresó al Madison Square Garden para rodar una secuencia de baile con Amy Schumer, las Knicks City Dancers y los Air Elite Dunkers. Mucho antes de empezar a rodar la película, la coreógrafa Danielle Flora se reunió con la protagonista para enseñarle exactamente lo que hace su personaje en esta secuencia. "Cuando me lo dijo, le pregunté quién iba a doblarme", recuerda la actriz y guionista. "Pero tuve que dejarme la piel y aprender a bailar". Amy Schumer pasó meses ensayando el número, incluso los fines de semana una vez empezado el rodaje.
  "Ensayar con Amy fue genial porque no le asusta trabajar duro", dice la coreógrafa. "Estaba dispuesta a aprender y lo consiguió. Las animadoras de los Knicks se quedaron asombradas al ver cómo progresaba y era capaz de seguirlas".
 El esfuerzo valió la pena. "Los bailes durante un partido duran 45 segundos", explica Amy Schumer. "Pero el nuestro duraba tres minutos con cincuenta segundos y creo que lo repetimos cerca de un millón de veces".
  Cuando no estaba ensayando el número los fines de semana, Amy Schumer aprovechaba para subir al escenario del Comedy Cellar: "Me lo pasé muy bien detrás de un micrófono los fines de semana y delante de la cámara los días de diario".
  Pero lo más increíble es que Judd Apatow no pudo resistir la tentación y empezó a actuar en el Comedy Cellar casi cada día a pesar de haber tenido un día de rodaje de doce horas. "Cada noche después de trabajar me iba al Comedy Cellar a contar chistes", dice. "Llevaba 22 años sin hacer nada parecido. Tenía la sensación de que me ponía de buen humor y me permitía ser más divertido al día siguiente. Podía hacer eso o irme a ver la CNN. Digamos que me apunté a un campamento intensivo de comedia y, por alguna razón, me ayudaba a relajarme".

 
Desde el principio del desarrollo de la película, la guionista y actriz Amy Schumer y el director y productor Judd Apatow colaboraron muy de cerca. A pesar de que Amy Schumer lleva diez años trabajando en los escenarios como cómica, era una neófita en lo que a escritura de guiones se refiere y se apoyó en la experiencia de Judd Apatow. "Trabajamos, trabajamos, escribimos y reescribimos hasta conseguir un material del que nos sentimos orgullosos", dice la actriz. "Judd se deja la piel y exige lo mismo de sus colaboradores porque quiere ofrecer lo mejor de lo mejor al público".
  La colaboración entre los dos siguió una vez empezado el rodaje. "Amy confió plenamente en Judd para el guión", explica el productor Barry Mendel. "A su vez, durante el rodaje, Judd le consultaba acerca de ideas que se le ocurrían. Ha sido una colaboración muy abierta en la que ambos han aportado nuevas ideas constantemente".
  El primer objetivo del director era conseguir que la voz de la creadora del film fuese muy clara. "Me he esforzado en plasmar la visión de Amy", explica. "Si dirijo un guión mío, no es lo mismo, puedo cambiar lo que quiero, pero en esta película, no ha sido así".
  Todas las películas de Judd Apatow se basan en la capacidad de improvisación de los intérpretes y esta no es una excepción a la regla. Como siempre, se añadieron nuevos diálogos y se abrió la puerta a la improvisación únicamente después de rodar la escena de acuerdo con el guión. "Intentamos rodar la escena de la mejor manera posible", explica el director. "Luego nos preguntamos qué falta. Si no es bastante graciosa, añadimos unos chistes; si es demasiado triste, la aligeramos. Siempre pienso que, una vez en la sala de montaje, voy a necesitar mucho material para decidir en qué dirección quiero ir".
  Amy Schumer está totalmente de acuerdo: "Aquí no cabe el ego, vamos a por lo mejor, lo que funciona mejor. Lo tenemos muy claro, siempre ganará lo más gracioso".
  De hecho, Amy Schumer estudió técnicas de interpretación con el conocido profesor William Esper, antes de pasar al mundo de la comedia. "Sabe lo que hace, no he tenido que preocuparme de su interpretación", dice Judd Apatow. "Podía concentrarme en la escena y en los diálogos, ver si los chistes funcionaban al mejor nivel".
  Bill Hader ya había trabajado con Judd Apatow y estaba familiarizado con la técnica del director, que añade diálogos con la cámara filmando. Sin embargo, en la cinta, Judd Apatow decidió optar por un nuevo método: pidió que se colocara un pequeño altavoz en el plató para que los actores oyeran los diálogos que se le ocurrían en el momento.
  "En películas anteriores, Judd gritaba algo o alguien se acercaba y nos pedía que dijéramos tal o cual cosa", explica Bill Hader. "Pero en esta ocasión tenía 'la voz de Dios', le oíamos por un altavoz. Y a veces, lo que decía era desternillante y no podíamos evitar reírnos. Luego nos tocaba calmarnos e intentar incorporar la nueva frase al diálogo existente".
  "Todo se hizo en colaboración con Amy. Era muy divertido verlos trabajar", sigue diciendo el actor. "Los dos empezaron siendo cómicos y se respetan mutuamente. Me recordó el ambiente de "Saturday Night Live", donde todo el mundo siente mucho respeto por los demás cómicos. Si alguien no está de acuerdo con un sketch, se busca una solución que mejore la idea".
  A LeBron James tampoco le costó acostumbrarse al estilo Apatow. "Rodando con Judd, todo es posible", dice el deportista.
  Pero Judd Apatow y Amy Schumer no eran los únicos maestros de la improvisación en el plató. LeBron James no tenía la menor intención de permitir que se jugara al baloncesto con una coreografía perfecta. Dos amigos jugando se convierte en un espectáculo cuando uno de ellos es LeBron James. "Hay una escena en la que estamos los dos con la pelota, lo típico de cualquier comedia romántica”, dice Bill Hader. "Ya se sabe, dos amigos juegan al baloncesto y hablan de relaciones amorosas. Pero LeBron no tuvo compasión, me dio una paliza de muerte".
  "No quedó muy bien parado", dice el jugador. "Vale, es mi mejor amigo, pero yo siempre voy a por todas".

 
Una vez acabado el rodaje, el equipo de ' Y de repente tú' reflexiona acerca de su experiencia y de lo que espera de la comedia. "Encontrar a personas nuevas y darles la oportunidad de descubrir quiénes son en la pantalla es lo que más me gusta de hacer cine", acaba diciendo Judd Apatow. "Creo que jamás lo había pasado tan bien como con Amy. Trabaja muy duro y es una de las personas más simpáticas con las que he colaborado. Nos divertimos durante el rodaje y eso no pasa todos los días. Espero que hayamos sabido hacer una película divertida y emotiva. También creo que los espectadores verán el romanticismo y les llegará al corazón".
  "Tenía la sensación de que presenciábamos el nacimiento de una estrella", dice Barry Mendel. "Se me ponía la carne de gallina al verlo".
  Y finalmente, Amy Schumer sabe que esta película tendrá consecuencias: "Aceptar que Judd Apatow revele los detalles de mi vida en la gran pantalla me perseguirá toda la vida".

logo radio directo


El cine "S" de hoy
(Contenido no apto para menores)
ORGIA FAMILIAREL JUEGO DE LA VENGANZA SEXUAL
 Ver todo el cine "Clasificado S"

Comedia erótica italiana
LA ESTUDIANTE EN LA CLASE DE LOS SUSPENSOSJAIMITO EL CONSERJE
Ver todas las comedias eróticas italianas

OSCARS 2021PREMIOS BAFTA
PREMIOS GOYA 2021
GLOBOS DE ORO 2021

Sagas del 7º Arte...

Sagas del 7º Arte... RESIDENT EVIL

Criticas del pasado...

Crítica... FORJA DE HOMBRESCrítica... EL EXORCISTA III Crítica... EMMANUELLE Y CAROL

NO-DO. Noticiario español...

NO-DO. Archivos del noticiario español
Disponible el nº 16

Ver todos los NO-DO

Últimos DVD / BLU-RAY

MATAR A SANTASHIRLEY ROCCA CAMBIA EL MUNDO

Otros Dvd/Blu-rays:

- Palm Springs

Todos los Dvd y Blu Ray's