Fichas de peliculas
  • Registro
INFORMACIÓN
Titulo original: The Imaginarium Of Doctor Parnassus
Año Producción: 2009
Nacionalidad: Inglaterra, Canadá, Francia
Duración: 123 Minutos
Calificación: No recomendada para menores de 7 años
Género: Aventura, Fantasía
Director: Terry Gilliam
Guión: Terry Gilliam, Charles McKeown
Fotografía: Nicola Pecorini
Música: Jeff Danna, Mychael Danna
FECHAS DE ESTRENO
España: 23 Octubre 2009
DISTRIBUCIÓN EN ESPAÑA
Sony Pictures - Columbia Films


SINOPSIS

El Doctor Parnassus, que tiene el don de guiar la imaginación de las personas, no vende su alma a Mr. Nick (el diablo) sino a sus posibles hijos, tras obtener a cambio la belleza y la eterna juventud para conquistar a una guapa mujer de la que se enamora y que le da su única hija, Valentina, que tendrá que entregársela al cumplir los 16 años....

INTÉRPRETES

HEATH LEDGER, CHRISTOPHER PLUMMER, LILY COLE, RICHARD RIDDELL, KATIE LYONS, RICHARD SHANKS, VERNE TROYER, BRUCE CRAWFORD, JOHNNY HARRIS, LORRAINE CHESHIRE, MARK BENTON, SIAN SCOTT, TOM WAITS, GWENDOLINE CHRISTIE, JOHNNY DEPP, JUDE LAW, COLIN FARRELL, CHARLES SINGH

MÁS INFORMACIÓN DE INTERÉS

icono criticasCRITICA

icono trailersTRÁILER'S

icono bsoBSO

icono clipsCLIPS

icono featurettesCÓMO SE HIZO

icono videoentrevVIDEO ENTREVISTAS

icono audioAUDIOS

icono premierPREMIERE


MÁS DATOS...  
 

Festivales y premiosPREMIOS Y FESTIVALES

Informacion exclusivaINFORMACIÓN EXCLUSIVA

  La noticia de una nueva película de Terry Gilliam tiende a provocar una mezcla de entusiasmo, curiosidad y cierta aprensión. El visionario director se ha ganado la reputación de ser un gran creativo muy perfeccionista, por lo que el paso de sus creaciones a la gran pantalla no ha sido siempre fácil. La trágica pérdida de Heath Ledger durante el rodaje de amenazó con el cierre, pero Gilliam luchó para reconfigurar la historia sin tener que tirar al traste la buena interpretación que el protagonista había hecho en el film. El director, el resto del reparto y su equipo, trabajaron juntos incansablemente para completar el trayecto que habían empezado, en la apasionada e ilimitada imaginación de Gilliam y su co-guionista Charles McKeown, nada menos que dieciocho meses antes.
  “Los cambios que hicimos en el guión permiten que se pueda conservar toda su actuación, sin necesidad de que el trabajo de Heath se modifique o altere a través de la tecnología digital” afirman los productores. “Cada una de las partes interpretadas por Johnny Depp, Colin Farrell y Jude Law representa las diferentes caras del personaje de Heath”.
  “Agradezco a Johnny, Colin y Jude por haberse sumado a este proyecto y a todos los demás, que hicieron que se pudiera terminar la película”, comenta el director Terry Giliam, “y estoy encantado de que la brillante actuación de Heath pueda ser compartida con el mundo”.
  La fotografía comenzó a principios de diciembre de 2007 en la capital británica, donde Gilliam rodó imágenes muy vistosas de Parnassus, de la compañía de teatro y de su impresionante morada tirada por caballos que hace las veces de teatro, con una amplia variedad de monumentos emblemáticos de la ciudad como decorado. El carromato, dirigido por Verne Troyer, se convirtió en un alucinante monumento más de la ciudad de Londres durante los meses previos a Navidad, y los habitantes más nocturnos de la ciudad se acostumbraron a verlos pulular por las animadas calles.
  Londres dió mucho de sí. El teatro itinerante de Imaginario fue el protagonista de muchas tomas: rodaron durante varias noches invernales, en un parque de atracciones, donde lució en todo su esplendor con el conocido perfil del Puente de la Torre de Londres de fondo; o en medio de un grupo de borrachos subersivos bajo la imponente sombra de la Catedral de Southwark, o la revuelta de una mafia rusa en los alrededores del victoriano Mercado de Leadenhall. Otra de las tomas más espectaculares, fue colgar a dos de los personajes principales en medio de un gélido vendaval, aderezado con un aguacero artificial, desde el Puente Blackfiars sobre el Támesis. Un escenario curioso fue la Estación Eléctrica de Battersea, que es la estructura de ladrillo más grande de Europa, donde también se rodaron escenas del Doctor Parnassus y de su gran familia.
  Para completar todas las secuencias, el equipo de producción se trasladó a Bridge Studios, cerca de Vancouver (Canadá) durante siete semanas para trabajar con el croma, creando así la grandiosa historia épica de Imaginario. Vancover también ofreció algunos lugares increibles, como el magnífico teatro art-deco, The Orpheum, que albergó la fiesta benéfica de presentación y la rueda de prensa.

TRABAJANDO DURO...
  En noviembre del 2006, Terry Gilliam y Charles McKeown empezaron el guión de su tercera colaboración juntos, después de ‘Brazil’ y ‘Las Aventuras del Barón Munchausen’. Gilliam había decidido volver a escribir algo original, después de una serie de proyectos basados en guiones ya terminados o adaptaciones de libros. “Resultó agradable ver que todavía éramos capaces de empezar de cero”, explica. Se puso a hurgar en su cajón de materiales sin utilizar, ideas de películas que no se habían hecho, y que se habían quedado al fondo del cajón y empezó a ver si había algo que pudiera usarse.
  Le apetecía explorar la idea de un grupo de teatro itinerante, basado en el Londres de hoy en día, que entrara en un mundo exótico y fantástico. Gilliam ideó un personaje central masculino que se encuentra un poco perdido, fuera de su tiempo, y sin conexión con un público que no quiere seguir oyendo las historias que cuenta, cuando a McKeown se le viene a la cabeza el nombre de Parnassus. “Es su propia aventura, creo. No estaba del todo cerrado, pero Terry lo tenía muy claro. Me vino a la cabeza Dr. Parnassus como un evolucionado doctor occidental. Pero no creo que Terry tuviera ese mismo punto de partida.”
  El siguiente paso fue sentarse y devanarse los sesos, aunque tal y como admite Gilliam, no había un plan como tal. McKeown era de la opinión de que el hecho de poder elegir, debía de ser clave en la trama. Entrar en este extraordinario mundo implicaría una serie de elecciones que regirían la vida de los personajes “Le dimos vueltas durante un par de semanas, de manera muy abierta”, cuenta McKeown. “Pasamos un día entero hablando de todos y cada uno de los temas, y finalmente, dimos con ello y sobre cómo se relacionaría con los acontecimientos actuales. Estudiamos todos y cada uno de los puntos durante dos semanas hasta que empezamos con el tema”.
  “Creo que la historia final no tiene mucho que ver con lo que empezamos” admite McKeown. “Quizás el Doctor Parnassus sí está bastante cerca de lo que pretendimos, pero el resto de los personajes cambiaron a medida que avanzamos. Desde luego, el personaje de Valentina, la hija de Parnassus, cambió un montón, así como el resto variaron un poco cuando no encajaban como debían”.

HACIENDO LA PELICULA...
  “Hice algunos storyboards por primera vez en mucho tiempo” recuerda Terry Gilliam alegremente. “Por eso disfruté tanto. Era como volver a mis primeras películas en las que me encargaba de las ilustraciones yo sólo. Es una parte del proceso de ejecución de un guión que me encanta. Sentarse, empezar a dibujar y entonces todo se transforma y se transforma en algo completamente diferente. Me encanta. No vuelvo a leer el guión, si no que lo reescribimos basándonos en lo que he dibujado. Construimos modelos, utilizamos infografías y mezclamos todo, intentando confundir al resto, para que no puedan ver el mundo que estamos creando. Es un truco de magia…
  Samuel Hadida se unió como productor, que ya había sido el distribuidor de la película de Gilliam ‘Los Hermanos Grimm’ en Francia. Le había sorprendido el guión y se quedó maravillado cuando Terry le presentó el libro de arte guionizado que había hecho para ilustrarle la historia. “Nos ayudó a visualizar y coger el sentido que queríamos conseguir. Es una película muy visual con muchos efectos especiales y resultó genial ver que todos nos encontrábamos en la misma onda. Estábamos recreando este mundo en un guión gráfico y pudimos ver un anticipo sobre cómo queríamos que fuera el concepto de imaginación y el aspecto del film. Fue un reto enorme”.
  “El diseño del Imaginario probablemente viene de los teatros infantiles de Pollock en Londres” explica Gilliam. 
“Para los diseños de la parte exterior del Imaginario, teníamos libros esotéricos, de símbolos herméticos y de Robert Fludd. Siempre me han encantado esos temas. No entiendo la mitad de lo que quieren decir, pero nos provocaban ideas, así que empezamos a juntarlas todas y a que formaran parte del teatro. Hay serpientes, demonios, ojos endemoniados, pentagramas, etc. Todo tipo de cosas, probablemente una mezcla de todo tipo de elementos arcanos que existen”.
  “Ahora que hemos acabado el rodaje, sé mejor sobre qué va la película que cuando Charles y yo estábamos con el guión. A menudo tengo la sensación de que hago un film para saber qué es lo que estoy haciendo. Sabíamos que nos enfrentábamos a una encrucijada”.

EL REPARTO...
  “Christopher Plummer fue al primero que vimos, creo” explica Gilliam. “Es un gran actor. Es teatro, de una cierta edad y ha sido una gran estrella “Tenía la sensación de estar haciendo el personaje principal de la película” reflexiona Plummer. Así que espero que lo haya hecho tal y como Terry quería, y espero haber sobrepasado sus expectativas. No estoy seguro de haberlo conseguido, pero espero que así sea”.
  “Mientras buscábamos a nuestra Valentina, Irene Lamb, responsable del casting, dijo que teníamos que ver a Lily Cole” recuerda Gilliam. “Así que hicimos una prueba y ¡bingo! ¡Era ella! Quería a alguien que tuviera un aspecto extraordinario y que aparentara dieciséis años. La realidad es que cuando empezamos a rodar con Lily, pensé que había cometido un error, porque carecía de experiencia y estaba rodeada de grandes actores. Pero supo mantener el nivel y lo hizo cada vez mejor. El resultado final es absolutamente fantástico”.
  “Al primero que vimos para el reparto fue a Verne Troyer” cuenta Gilliam. “Actuó en ‘Miedo y Asco en Las Vegas’ dos segundos. Pensé que si íbamos a tener un grupo de gente extraordinaria, un tipo bajito no sería suficiente. Necesitaríamos al más bajito que existiese. Pero no se trata sólo de tamaño… Le conocía y era perfecto para Percy, ya que éste es cínico, un listillo, no toma en serio a nadie y Verne es así”. Troyer está de acuerdo. “Hay mucho de mí en él. Es un poco burro. Es sarcástico, cínico y no le importa una mierda nada”.
  Según Gilliam “Heath Ledger estaba en Inglaterra haciendo ‘El Caballero Oscuro’ y se había traído a un amigo común que había hecho los guiones gráficos para ‘El secreto de los Hermanos Grimm’. Estaban rodando un video musical animado y necesitaban un lugar donde trabajar. Así que les ofrecí que lo hicieran en Peerless, nuestra compañía de efectos especiales, en la sala de juntas y la sala de proyección. Un día, estaba yo allí para enseñar mis storyboards a la gente que se estaba encargando de las localizaciones y empecé a explicarles las secuencias, cuando de repente Heath me pasó una notita diciendo que decía si podía hacer de Tony. Había visto el guión pero no le había preguntado si quería involucrarse. Le pregunté si lo decía en serio y dijo que sí porque quería ver esta película. Tan simple como eso. Una vez con Heath ya a bordo, pensé que todo sería muy fácil y que el dinero llovería del cielo… ¡Me equivoqué de nuevo!
  Comienza la siguiente etapa en la agenda de Gilliam. “Los ensayos fueron muy interesantes ya que los actores intentaban encontrar a su personaje, pero el más claro siempre era Christopher. Empezábamos una escena según decía el guión, tal y como lo habíamos escrito, pero cuando yo le daba la orden de bajar las escaleras, él decía “no, no creo que Parnassus debiera de entrar justo ahora”. Yo le preguntaba por qué y él decía que “bueno, va a estar ahí de pié sin hacer nada…” Un buen actor de teatro siempre sabe cuándo y cuándo no hacer su entrada”.
  “En esta película he permitido improvisar como en ninguna otra de mis películas, todo por culpa de Heath. Tenía mil ideas y un diálogo fresco, muy ingenioso. Estaba todavía quitándose las telarañas del papel de Joker, que le había liberado de una manera que nunca había experimentado antes”.

LOS MUNDOS DEL DOCTOR PARNASSUS...
  Plasmar la fantástica visión del director a la pantalla fue una acción de amor por parte del prodigioso equipo de producción. Un colaborador cercano a Gilliam, el director Nicola Pecorini, entró en el proyecto desde el principio. “Lo que más me atrajo fue el nivel poético que hay en el guión”.
  “Creo que las mayores dificultades de esta película están en el croma o en el mundo artificial que creamos al otro lado del espejo. Cuando recibo el material, tan sólo una parte está hecha, de hecho se trata de un solo fragmento de la información que necesitamos”. 
  “Por supuesto que lo primero y más importante es que las interpretaciones sean buenas, y segundo, es que la construcción de esas escenas en particular permitan que el trabajo digital y la información digital, puedan ir en el orden correcto.
  La directora de maquillaje y estilismo, Sarah Monzani encontró dos mundos diferentes en los que se basa la película, lo que hizo que se convirtiera en desafío interesante tanto para ella como para su equipo.

EL RESTO DEL RODAJE...
  El 22 de enero de 2008, durante la escala en New York, mientras la producción se trasladaba desde Londres a Vancouver, Heath Ledger murió debido a una accidental sobredosis de medicamentos.
  Terry Gilliam se mostró devastado por la noticia y estuvo a punto de dar por concluido el rodaje. “Sólo dije, no sé como voy a acabar este trabajo”. Estaba demasiado apenado como para realmente saber qué hacer. Pero todo el mundo a mí alrededor, me dijo que tenía que continuar. Todos me daban ánimo e ideas. La solución del espejo mágico era elemental, ya habíamos hecho la mayoría de las escenas a un lado del espejo con Heath, pero la gran pregunta era ¿cogemos a alguien que haga la otra o no?’. Pensé que no podría ser solamente una, era demasiado, así que serían varias personas. Reescribí rápidamente el guíon. Tenía sólo unos pocos días para encontrar una solución convincente, y tuve un montón de ideas, buenas y malas.
  No tuve que corregir el guión demasiado, fue más o menos un trabajo digno de un malabarista. Arreglamos las escenas que estabán planeadas para Heath, comprobando si podíamos hacerlas con dobles o encontrar algún truco de cine. La pérdida de Heath provocó una situación que demandaba soluciones claras, lo que me empujó a hacer todo tipo de cosas que no tenía intención de hacer originalmente
  “Y así los tres héroes, Johnny Depp, Colin Farrell y Jude Law vinieron a Vancouver para interpretar las distintas caras de Tony, el personaje al que Heath Ledger encarnó. Sus deseos de ayudarme a salvar la película y la última representación de Heath, fue un acto de amor y generosidad. Un maravilloso y extraño momento en nuestra industria, y como resultado de su implicación, la película es más especial, más interesante y más divertida. En resumen, es un poco más mágica”.
  “Tiramos nuestro calendario por los aires. El rodaje se convirtió en uno auténtico juego malabar. Fue un acto de improvisación absoluto, ya que tuvimos que reorganizar el calendario de rodaje, intentando encajar a todo el mundo. Y finalmente, terminamos el rodaje. No sé cómo, pero lo hicimos.
  Terry nos dice, “Heath parecía que estaba con nosotros en todo momento. Su energía, su brillantez, sus ideas… la tragedia de su muerte y las decisiones que nos vimos forzados a hacer. Todo esto hace que ésta sea una auténtica película de Heath y amigos”.

0.0/5 de 0 opiniones.
VALORACIÓN GENERAL

logo radio directo